Listas blancas y negras, zonas grises

El robo de celulares en Colombia nos hace sentir impotentes ante niveles de violencia desproporcionados. En nuestras calles se puede pagar con la vida que alguien decida hacer negocio con celulares ajenos. Resulta tan lucrativo que no hay escrúpulos para hacerse a los dispositivos, sin importar sus características ni prestaciones técnicas, en cualquier parte de la ciudad y momento del día. Esto no ocurre sólo en Colombia. Recientemente la policía de New York reportaba que el indicador de delitos de robo crece con el gusto por los productos de Apple, siendo este el único ítem con indicadores de crimen crecientes. Los números y el nivel de violencia nunca son comparables con los nuestros: tenemos 21 veces más incidentes en promedio por habitante, con mayor violencia.

De manera acertada, el Gobierno ha diseñado una estrategia que busca protegernos y trata de romper la cadena del negocio: el registro de los celulares para la conformación de las listas blancas, de equipos legales. El equipo pasa a la lista negra cuando se reporta robado o perdido. La logística se organiza a través de los operadores de telefonía celular y se complementa con futuros tratados internacionales, puesto que el lucrativo negocio traspasa las fronteras. Esto merece el reconocimiento de los usuarios de tecnologías móviles: todos los colombianos. Hoy en día la cantidad de líneas habilitadas supera la población estimada por el DANE.

Dice el decreto 1630 de 2011: “Cada IMEI registrado en la base de datos deberá estar asociado al número de identificación del propietario del Equipo Terminal Móvil y, en todo caso, ningún IMEI podrá estar asociado a más de un número de identificación”. Se define Equipo Terminal Móvil (ETM) como “Equipo electrónico por medio del cual el usuario accede a las redes de telecomunicaciones móviles”. Los operadores están asociando los equipos de lista blanca con la línea telefónica, no necesariamente con la cédula del usuario.

Si bien la política y la regulación son claras, es necesario seguir de cerca su implementación y permitir que refleje la realidad de uso por parte de los usuarios. Son ETM también las tabletas y módems de acceso a internet móvil. No hay mayor divulgación en las campañas sobre de la necesidad de reportarlos.

Por otra parte, es urgente aclarar la situación de bloqueo en caso de robo o pérdida: Una línea, a través de la respectiva SIM CARD, puede rotar en los equipos del usuario.  Reportar en lista negra debería ser muy sencillo para el usuario: indicar cuál de sus equipos fue el afectado. Ante esta pregunta, la respuesta, en mi caso, fue: “se bloquea automáticamente el último reportado sobre la línea”….

Quedan dudas sobre esta frase, que no logró sean aclaradas satisfactoriamente: ¿El último reportado en uso? ¿O, el último reportado como propio en la lista blanca? Este no necesariamente fue el perdido o robado… En la lista blanca no se están registrando las características fáciles de identificar por el usuario: modelo y marca, por ejemplo. Si bloquean el equipo equivocado, los usuarios terminaremos por no reportar en lista negra y finalmente se perderá el esfuerzo institucional y técnico.

Por otra parte, es importante que los usuarios podamos verificar la correcta incorporación de todos los equipos en la lista blanca. Quedan escenarios y preguntas por resolver.

Sobre el autor
Claudia Lucia Jiménez Guarín Claudia Lucia Jiménez Guarín (1 Entrada(s))


Claudia Lucia Jiménez Guarín, Profesora Asociada Universidad de los Andes.

AVISO LEGAL: Los artículos aquí registrados expresan la opinión de sus autores y colaboradores. Este sitio no representa necesariamente la opinión del DEPARTAMENTO DE INGENIERIA DE SISTEMAS Y COMPUTACION ni de la UNIVERSIDAD DE LOS ANDES.


Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on Google+0Email this to someonePin on Pinterest0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles